Noticias de Guipuzcoa

bin_22527078_con_12003766_3884_1

Donostia– Estefanía Rodríguez se lanzó hace ocho meses a materializar su idea empresarial Nortlan, una correduría de seguros con marcado carácter social. Hace unas semanas, recibió un reconocimiento por sus cualidades como emprendedora.

¿Qué es Nortlan?

-Es la primera correduría de seguros ética y segura que se ha constituido en Euskadi. Lo que nos diferencia de otras es que trabajamos con compañías de seguros que son socialmente responsables en cuestiones como planes de igualdad en la empresa, sostenibilidad o ser uno de los mejores sitios para trabajar. Nosotros mismos como correduría de seguros estamos en trámite de obtener el certificado ETHSI, que es un sello que certifica que la correduría también trabaja en base a políticas de responsabilidad social. Por otro lado, Nortlan también es solidaria porque el cliente decide a qué proyecto social quiere destinar el 12% del margen que obtenemos en cada uno de los seguros, sin que le cueste más. Además, estos proyectos sociales son de asociaciones sin ánimo de lucro que trabajan en el ámbito local. De esta forma, también fomentamos la cercanía.

¿Cómo nace?

-Yo trabajaba en una correduría de seguros pero estaba insatisfecha, veía que lo que haces no tiene resultado en la sociedad, que simplemente vas, trabajas y ya está. Acabé esa relación laboral y estuve un año de parón para meditar cómo quería abordar mi carrera profesional.

¿Por qué la misma actividad?

-Tengo la experiencia y capacidades, ya que soy mediadora de seguros titulada, licenciada en Administración y Dirección de Empresas y máster en Finanzas, así que empecé a darle vueltas a una correduría de seguros que tuviera una rama social, que abogara por las finanzas éticas y la responsabilidad social corporativa de la empresa, que no pensara solo en beneficios sino que aportara algo más a la sociedad. Intentamos transformar un poco el mundo desde un ámbito como el de los seguros. Parece que en innovación tiene que ser todo tecnológico y al final hay otras ramas con las que puedes mejorar lo que no te gusta. Hay que ganar, por supuesto, y hay que ser una aseguradora solvente que cubra lo que tiene que cubrir, pero que solo te mueva el beneficio era lo que a mí no me gustaba.

¿Qué tipo de proyectos solidarios propone?

-De momento, como llevamos solo ocho meses, tenemos tres proyectos que iremos ampliando en 2017. Ahora trabajamos con Bikarte, que trae chavales de Rusia y Bielorrusia a familias de acogida de la CAV, mientras que los otros dos se encuentran en el ámbito de la protección de animales. No obstante, si el cliente tiene algún proyecto que cree que hay que apoyar puede proponérnoslo, porque Nortlan no tiene capacidad para conocer todas la iniciativas. El 12% aportado no se trata como una donación, sino como una inversión. Queremos que se vea el resultado que ha tenido ese dinero, no es darlo y tú lo tratas como quieras, debe haber un resultado social, y que por supuesto todo sea transparente. Los criterios que utilizamos para trabajar con una asociación es que esté legalmente constituida, que trabaje en el País Vasco y que tenga un proyecto tangible con transparencia en la gestión.

¿Cómo se sabe que una empresa es socialmente responsable?

-Es difícil porque hay mucho marketing social. Hay organizaciones que realizan estudios sobre sus inversiones o certificaciones como ETHS, y si aparecen en esos listados está claro. Para el resto, ahora estoy obteniendo un título en experta en responsabilidad social corporativa para investigarlas y optar por las que cumplen con los criterios.

¿Hay muchas aseguradoras que cumplan esos requisitos?

-La verdad es que está complicado, ahora mismo trabajamos con tres empresas certificadas o en proceso, y otro par que incorporo por código ético y por conducta en el trabajo las incluyo. Investigo para ver qué compañías podrían entrar y, a este respecto, también es importante el precio. Siempre que se habla de ética parece que te van a cobrar más, y desde Nortlan buscamos que el cliente pueda conseguir las mismas garantías y coberturas que cualquier compañía buena y a un buen precio. No es fácil, pero las hay.

Ha recibido el premio al mejor perfil emprendedor. ¿Qué es ser la mejor emprendedora?

-Han reconocido mi capacidad de liderazgo, de esfuerzo y de relación con los compañeros. Es un premio que, más allá de la idea o del proyecto, se dirige a la persona, y es lo que más valoro.

¿Cómo está Gipuzkoa en emprendimiento?

– Creo que aquí el problema es lo que te venden. Yo siempre había tenido la inquietud de montar algo, y siempre te quedabas con el concepto de que tenías que inventar algo extraordinario porque, si no, no eras emprendedor. Nos trasladan el modelo de persona emprendedora relacionada con Facebook o Bill Gates, y lo ves tan lejano que te paraliza. Transformando un poco, dándole tu toque personal a un proyecto, ya puede ser innovador.

¿Cuáles son las dificultades a las que se enfrenta el emprendedor?

-Aquí tenemos la suerte de tener muchos agentes públicos que te apoyan, sobre todo al principio. Los trámites administrativos son los que son, pero para eso también hay apoyo institucional. En mi caso no, pero lo que me iba llegando por otros compañeros es el tema de la financiación. Y yo añadiría el tema del mercado, salir al mercado y vender. Nadie te enseña cómo abordar esa labor, y en las empresas es primordial, porque si no vendes tu empresa no tira. Puedes tener la mejor idea del mundo, pero si no la sabes vender no vas a ningún lado. Creo que un déficit es la formación en ventas.

¿Cómo consideras la experiencia de emprender?

-El proyecto me lo ha dado todo bueno. Estoy aprendiendo un montón, porque el emprender puede tener sus dificultades, pero te da unas herramientas increíbles para abordar situaciones que en otro caso no sabrías qué hacer. Y también la creatividad, el que no te coarten en una empresa, poder hacer las cosas como te nacen.

http://www.noticiasdegipuzkoa.com/2017/01/27/economia/parece-que-en-innovacion-tiene-que-ser-todo-tecnologico-pero-hay-mas-ramas-en-las-que-actuar?random=648103

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *